Cuidado de lentes

Guía de cuidado y limpieza para lentes de niños

Introducción

Si nuestros niños tienen sus lentes limpios y bien cuidados, verán el mundo completamente diferente, por esa razón debemos enseñarles la manera correcta de limpiarlos. Con esto no solo lograremos una visión más nítida sino que también prolongaremos la vida útil de las lentes. A continuación te ayudamos con los mejores tips y consejos para el cuidado de los lentes de niños. 

Los niños van de un lado para otro, poniendo y quitándose los lentes continuamente, por esta razón es importante mantenerlos en buen estado para que el lente haga su trabajo correctamente. Limpiar las lunas parece una tarea sencilla, pero en realidad lleva su tiempo y hay que hacerlo siempre de un modo adecuado para que la visión del niño sea óptima y pueda disfrutar de sus actividades favoritas.

Consejos para proteger lentes de niños

A pesar que nuestra colección de lentes NANO de Vista4Kids son indestructibles, vamos a enseñarte la rutina diaria de cuidado y limpieza que debemos tener en nuestros armazones y lunas para alargar su tiempo de vida útil.

ESTUCHE ROBUSTO

Es importante que mientras los lentes no se usen, estos sean guardados en su estuche original NANO o en un estuche firme o duro para que estén siempre protegidos contra pérdidas, caídas o posibles presiones por ejemplo cuando están dentro de las mochilas.

CORRECTA MONTADA Y DESMONTADA

La forma adecuada de ponerse y sacarse los lentes siempre es con ambas manos, ya que si lo hacemos repetitivamente con una sola mano, la montura, por más flexible que esta sea, podría llegar a descuadrarse.

CÓMO UBICAR LOS LENTES

La forma adecuada de colocar lentes o gafas sobre una superficie (mesa, escritorio, velador, etc) es siempre hacia arriba y en el centro del espacio para evitar posibles caídas. Por otro lado, las lunas nunca deberán estar en contacto con la superficie para evitar que las mismas se rayen o se desprenda la capa Antireflejo o el filtro Luz Azul.

EVITAR ALTAS TEMPERATURAS

Las temperaturas extremas dañan a todos los lentes, dejarlos en el sol o sobre un parabrisas del auto podrían hacer que el armazón pierda su forma original, dependiendo del material que este sea, y en el caso de las lunas podría haber desprendimiento de capas como la antirreflejo, antirraya y UV.

LIMPIEZA DE MANOS

Debido a la época de pandemia en que vivimos en la actualidad, el lavado de manos es de suma importancia para la manipulación de nuestros lentes. Así evitaremos que un virus, bacteria o cualquier otra sustancia grasa o aceitosa que se encuentre en nuestras manos sea transferido a los lentes.

EVITAR CONTACTO CON OTROS ARTÍCULOS

Te recomendamos no colocar los lentes con otros artículos, por ejemplo, en bolsillos, carteras, junto con llaves,etc,  todos estos malos hábitos hacen que las lunas se desgasten y acortamos el tiempo de vida útil.

Consejos para limpiar las lentes

Quienes integramos hemos escogido los consejos y tips más importantes para limpiar de una manera correcta los lentes con graduación de tus niños.

JABÓN ó SHAMPOO

La manera correcta de limpiar las lunas y el armazón es lavarlos con un jabón o shampoo neutro son ideales para la limpieza,recordemos que en los niños es necesario hacerlo a diario debido a su estilo de vida, no uso de sustancias fuertes o detergentes desengrasantes como alcohol, líquido de lavar platos, acetonas podrían dañar las propiedades de los lentes, son abrasivos y causan desprendimientos de las capas de los lentes.

KITS DE LIMPIEZA

La limpieza de los lentes lo puedes hacer también con soluciones específicamente para la limpieza de lentes y el paño de microfibra

PAÑO DE MICROFIBRA

Debido a la época de pandemia en que vivimos en la actualidad, el lavado de manos es de suma importancia para la manipulación de nuestros lentes. Así evitaremos que un virus, bacteria o cualquier otra sustancia grasa o aceitosa que se encuentre en nuestras manos sea transferido a los lentes.

FROTAR CON SUAVIDAD

Debe limpiarse todas las partes de la gafa durante unos segundos. No hay que olvidarse de que los pequeños están en continuo movimiento y pueden sudar o acumular más polvo de lo normal. Por eso, es necesario acordarse de las almohadillas de la nariz y de los extremos de las patillas que se apoyan por detrás de sus orejas.

Back to list